Press "Enter" to skip to content
(Andrés Arauz / Facebook)

Andrés Arauz: «Somos la versión mejorada de Correa»

Una entevista a:

Conversamos con Andrés Arauz, candidato a la presidencia de Ecuador, sobre las expectativas de un futuro gobierno, los desafíos que plantea la pandemia y lo que se necesitará para revertir la herencia dejada por Lenin Moreno e ir más allá del legado correísta.

Por Denis Rogatyuk

 

 

Mientras la carrera por la presidencia de Ecuador entra en la recta final, se vuelve cada vez más palpable la desesperación del gobierno neoliberal de Lenin Moreno y de los partidos de derecha en Ecuador. Y es que todos corren para evitar la victoria de la Revolución Ciudadana liderada por Andrés Arauz.

Desde que el gobierno de Lenin Moreno dio su abrupto giro a la derecha y lanzó una campaña de persecución política contra los líderes de la Revolución Ciudadana –siendo los primeros Rafael Correa y Jorge Glas– se han realizado innumerables intentos para evitar la participación en las elecciones de cualquier afiliado al partido correísta. Esto ha incluido impedir el registro del Movimiento Revolución Ciudadana como partido político, la prohibición del movimiento electoral Fuerza Compromiso Social (FCS) en las elecciones locales de 2019 y la proscripción de Correa para impedir que se presente como candidato a la vicepresidencia. También hubo varios intentos de impedir la inscripción de la boleta presidencial «Andrés Arauz-Carlos Rabascall». Aunque estos intentos de bloquear el regreso del movimiento progresista finalmente fracasaron, el proceso electoral se ha visto amenazado con retrasos, aplazamientos y una falta general de organización.

Esta atmósfera de desesperación por parte de las élites puede contrastarse con la desesperación de los ecuatorianos comunes. En medio de la pandemia de COVID-19, que se ha cobrado casi 15 000 vidas en Ecuador, la recesión ha resultado en una contracción de 6,5% de la actividad económica en 2020, con un nivel de desempleo que alcanza los dos dígitos por primera vez en casi dos décadas. Ante la continua implementación de un plan de austeridad sancionado por el FMI, los trabajadores y trabajadoras de Ecuador ensayan una vez más una salida antineoliberal en las urnas.

Andrés Arauz, economista y exministro del gobierno de Rafael Correa, es hoy el favorito para ganar las elecciones ecuatorianas. La mayoría de las encuestas realizadas entre diciembre de 2020 y enero de 2021 le dan entre el 35 y el 42% de los votos válidos, por delante del candidato preferido por la derecha: el banquero corporativo más notorio del país, Guillermo Lasso, que según los sondes cuenta entre 18 y 36% de los votos.

Andrés Arauz se sentó con Denis Rogatyuk para discutir su candidatura y lo que Ecuador y el mundo deberían esperar de su futura presidencia.


 

DR

¿Cuáles son las medidas que ustedes plantean para resolver el tema del desempleo y la recuperación económica en Ecuador?

AA

Nuestra principal y casi única prioridad en el corto plazo es la recuperación económica. Ahora, ésta también depende de la recuperación de la salud. Mientras no hay vacuna podemos hacer muchas cosas, pero se necesita que la actividad económica se retome. Por eso hemos considerado que la vacuna también es una prioridad.

Ahora, nosotros sabemos que hasta que el Ecuador se vaya vacunando, hasta que se vayan generando fuentes de trabajo y hasta que el Estado recupere su fuerza para retomar la obra pública, vamos a necesitar una ayuda inmediata. Por eso hemos propuesto mil dólares a un millón de familias ecuatorianas en la primera semana de nuestro gobierno. Impulsando la economía familiar de esa manera se podrá cubrir alguna deuda, comprarse medicamentos, alimentos y vestimenta. Y si es que sobra se puede hasta emprender. Con eso pretendemos reactivar a toda la economía nacional, para que la madre de familia salga al mercado, a la tienda, al local comercial y se empiece a dinamizar la economía.

DR

¿Cuál es su plan principal para renegociar tanto la deuda como los términos con el FMI?

AA

Nosotros vamos primero a usar los recursos que ya existen en el Ecuador, pero que este Gobierno ha permitido que salgan y se escondan en el exterior (en Miami, en Panamá, en Suiza). Esa plata tiene que volver al Ecuador para financiar nuestro desarrollo, no las aventuras de guerra de otros países sino nuestros intereses.

Ahora, luego de aquello nosotros estableceremos condiciones dignas con nuestro plan económico soberano que busca el crecimiento económico, que busca resolver el problema del desempleo, generar trabajo, generar nuevamente obra y servicio público. Si con ese plan ecuatoriano el FMI nos quiere ayudar, bienvenida sea, pero así como está ahora el acuerdo con el FMI nosotros no lo vamos a cumplir.

DR

¿Cuál será la política cabecera que lleva el sello de Andrés Arauz?

AA

El gran reto que tenemos nosotros es salir exitosamente de la pandemia. Nosotros vamos a demostrar que sí puede haber un gobierno con dignidad. Lamentablemente ahorita nosotros no podemos ofrecer grandes hitos porque tenemos que salir primero de nuestra crisis.

Yo te soy sincero, el gran logro que vamos a tener en nuestro gobierno es mostrar que sí puede haber un gobierno que respete la dignidad de la gente, que no aproveche la crisis para dar más poder a los más ricos, que no aproveche la crisis para poder patear a los pueblos cuando están en la lona. Nosotros al contrario vamos a demostrar que sí puede haber un gobierno del pueblo y cuando salgamos ya de la pandemia, los primeros años, quizás dos años dependiendo de las condiciones normales, ahí sí vamos a desplegar algo muy importante que es recuperar el fututo y poner en el centro de la transformación de la sociedad a la educación.

Mi sueño es que podamos tener el mejor sistema educativo de América Latina a través de la ciencia, tecnología, innovación, del conocimiento, la conectividad universal, el internet, en que los jóvenes ecuatorianos sean protagonistas de su sociedad y del cambio que requiere nuestro país.

DR

¿Se siente usted parte de los pueblos originarios de Ecuador? ¿Cómo se siente respecto a la ideología del Sumak Kawsay (buen vivir)? ¿Aspira aplicar los principios de ésta en su futuro Gobierno?

AA

Me siento parte del Estado Plurinacional e Intercultural que está dispuesto constitucionalmente, porque toda nuestra América Latina es Plurinacional e Intercultural y es importantísimo que sepamos reconocer lo que dice la Constitución. Es importante que reconozcamos a los actores diversos que forman parte de nuestras culturas, tenemos que salir de la lógica colonial o neocolonial y empezar a reconocer nuestra diversidad como nuestra principal riqueza.

Yo sí he tenido cercanía con los pueblos indígenas, con las nacionalidades indígenas de nuestra patria, pero también con los pueblos afro, con el pueblo montubio del Ecuador. Necesitamos hacer un llamado ya a la unidad, porque este país ya no aguanta más con broncas entre políticos, ya no aguanta más con unas políticas represivas que causaron tanto dolor y daño a nuestra sociedad, como fue octubre de 2019.

Necesitamos reconciliarnos como país sobre la base de un proyecto a futuro como es la Constitución del Buen Vivir, esa utopía que nos debe marcar la cancha a todo el Ecuador, independientemente del pueblo o la nacionalidad a la que pertenezcamos. Necesitamos construir esa unidad para dar soluciones a nuestro pueblo.

DR

¿Cómo ve usted el futuro de la relación con CONAIE y otros movimientos indígenas?

AA

Muy buena, yo veo excelentes oportunidades de poder construir e implementar el Estado Plurinacional e Intercultural, con la CONAIE, pero también con cada uno de los pueblos y nacionalidades indígenas de nuestra patria, con las bases de las organizaciones indígenas, con las comunidades que están en cada uno de los territorios. Tenemos que avanzar en materia de riego, de proyectos productivos, de crédito, de apoyo a las cooperativas de ahorro y crédito indígenas de nuestro país, en materia de poder tener un sistema educativo de altísima calidad que preserve nuestras lenguas ancestrales.

Vamos a declarar las lenguas ancestrales en emergencia el primer día de nuestro Gobierno, que preserve un sistema de justicia indígena no solo para actos políticos sino para ayudar los trámites administrativos de nuestras comunidades y que no tengan que viajar a la capital para resolver sus problemas.

Así que oportunidades hay muchas y nuestro Gobierno no solo que buscará implementar el Estado Plurinacional e Intercultural sino que nuestro Gobierno tendrá un equipo plurinacional e intercultural.

DR

¿Cómo ve el futuro de Ecuador en América Latina y en el mundo multipolar? ¿Qué tipo de relación espera construir con China y la nueva administración en los Estados Unidos?

AA

Queremos seguir construyendo relaciones diversificadas con todos los países del mundo. Queremos construir intercambios en experiencias educativas, en ciencia y tecnología, en a tener acceso a los invenciones recientes de todo el mundo para contribuir al desarrollo ecuatoriano. Nuestros principios serán la paz, la democracia y el desarrollo. Estas son las mismas razones por las que se construyeron las Naciones Unidas.

Creemos en el multilateralismo. Estamos en contra del mundo multipolar. Necesitamos alejarnos de la hegemonía del país único, especialmente en el hemisferio occidental. Continuaremos construyendo relaciones con nuestros amigos en China, en Asia en general. Queremos tener buenas relaciones con todos los países del mundo, con EE. UU., Europa, Canadá, países de Eurasia y Rusia también. Nuestra prioridad más importante es la integración latinoamericana. Necesitamos nuestro propio latinoamericano y yo personalmente me encargaré de reconstituir la integración regional en nuestro país.

DR

Durante la época de Rafael Correa, algunos consideraban a Ecuador como la capital de América del Sur, porque aquí también se encuentra la oficina principal de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR)…

AA

Lenin Moreno decidió renunciar al hecho de que Ecuador era la capital de América del Sur, algo inconcebible. Esperamos volver a UNASUR. Esperamos mejorarlo, por lo que no es solo el proyecto de integración entre gobiernos o entre políticos, sino también de integración entre personas. Eso incluye un gran esfuerzo para incluir el programa de intercambio educativo, como el programa europeo Erasmus, donde estudiantes de países latinoamericanos pueden estudiar un semestre en el extranjero en cualquier otro país de la región. Eso ayudará a construir relaciones entre los latinoamericanos que durarán décadas.

DR

¿Cree que este sabotaje electoral contra su candidatura ha debilitado su campaña? De ser así, ¿de qué manera?

AA

Creo que han intentado debilitar nuestra campaña, nuestra fuerza en el pueblo ecuatoriano, pero al contrario no han logrado aquello. El pueblo ecuatoriano ha tenido una inmensa solidaridad y simpatía con esta propuesta que representa a la gran mayoría del pueblo ecuatoriano. Nuestra identidad es primero patriótica, luego demócrata y luego progresista, así que yo creo que quienes intentaron poner las trampas ahora están muy arrepentidos porque no hicieron más que proyectarnos más en el corazón de los ecuatorianos. Ahora estamos ahí primeros en el corazón, primeros en la papeleta y el pueblo ecuatoriano se pronunciará con contundencia este 7 de febrero para que podamos comenzar ya a trabajar por el futuro de nuestro país y por ustedes latinoamericanos.

DR

En los últimos dos años hemos visto que el pueblo ecuatoriano también guarda en su corazón una fuerte idea de rebeldía…

AA

Por supuesto, y es una rebeldía absolutamente justificada luego de siglos de opresión, de un Gobierno nefasto que nos ha maltratado. Yo sí quiero agradecer una cosa al gobierno de Moreno, que es que despertó nuevamente esa energía, esa indignación juvenil que estuvo escondida durante varios años y que en octubre del año pasado volvió a resurgir.

Ahora hay una conciencia mucho más crítica del rol de la política en nuestra sociedad y eso nos va a permitir que junto con la juventud, junto con los pueblos, junto con las mujeres de nuestra patria, con los trabajadores, vamos a recuperar el futuro y la dignidad.

DR

El actual ministro de Salud obtuvo la vacuna antes incluso de todos los que están en la primera línea para combatir la pandemia. ¿Qué piensa usted sobre eso?

AA

Es realmente indignante, no solo que han traído apenas ocho mil dosis –que son cuatro mil vacunas–, sino que no se la dedicaron al personal de primera línea. Se la dedicaron a sus amigos, a sus familiares, en una gran estafa para el pueblo ecuatoriano y eso es imperdonable. Yo sí creo que van a tener que enfrentar consecuencias duras por haber estafado al pueblo ecuatoriano, por haber abusado de la confianza y por haber violado su propio juramento, ya que el ministro también es médico. Eso es imperdonable y tendrá que enfrentar las consecuencias en nuestro futuro gobierno.

Creo que necesitamos avanzar mucho más en materia de la vacuna. Nuestra prioridad es que el pueblo ecuatoriano tenga la vacuna primero, nuestro personal de salud, nuestros soldados, nuestros policías, nuestros profesores, nuestros docentes. Necesitamos garantizar que la juventud y la niñez puedan volver a la dinámica de la escuela que es tan importante en cualquier sociedad y, sobre todo, en sociedades como las nuestras que necesitan reequilibrar los roles del hombre y la mujer. Las madres de familia han sido quienes más han sido golpeadas por efectos de la pandemia, porque han tenido que convertirse en profesoras, en enfermeras, en cuidadoras, en rectoras, en conserjes, en administradoras, además de sus labores en el ámbito del trabajo y del cuidado de las familias.

Así que la vacuna es indispensable. Por eso es que nosotros hemos iniciado esas acciones con anterioridad, y no solo pensando, como lamentablemente este gobierno hace, con criterios geopolíticos de que solo iban a traer la vacuna de Estados Unidos porque es la que les permitieron sus jefes. Nosotros necesitamos diversificar la provisión de la vacuna, y hemos hecho los esfuerzos iniciales con la vacuna de Oxford, producida en Argentina, para que pueda llegar a todo el territorio ecuatoriano. La vacuna de Pfizer requiere refrigeración de menos 70 grados, así solo sería solo disponible en Quito y Guayaquil. Con la vacuna de Argentina y las otras que se desarrollen en el mundo se puede llegar a todas las provincias del Ecuador, porque solo requiere la refrigeración convencional que ya está disponible en nuestros centros de salud de toda la patria, los centros de salud que construyó la Revolución Ciudadana.

DR

Una de las principales críticas que hemos escuchado de la oposición es que usted es un clon de Rafael Correa. ¿Qué piensa sobre estas comparaciones?

AA

Bueno clon no somos. Rafael es un amigo, un compañero, un coideario, y coincidimos políticamente en las necesidades de nuestro país, pero nosotros somos la versión mejorada. Yo soy de una nueva generación y vamos a inyectarle energía, juventud, innovación, creatividad y contemporaneidad a la propuesta política de la Revolución Ciudadana. Así que clones no, pero sí la versión mejorada para poder aportar a nuestro país.

DR

De ser electo, ¿quién va a gobernar, usted o Correa?

AA

El 24 de mayo cuando yo jure respetar la Constitución del Ecuador y hacerla cumplir, voy a respetar lo que dice la Constitución, que dice que quien toma las decisiones es el presidente de la República. El presidente de la República seré yo, Rafael será uno de mis principales asesores.

 

Cierre

Archivado como

Publicado en Categorías, Ecuador, Elecciones, Estado, homeIzq, Políticas, Posición and Ubicación

       Suscribirse

Jacobin es una voz destacada de la izquierda que ofrece un punto de vista socialista sobre política, economía y cultura.


EN ARGENTINA

ARS$1260

1 Año : 4 Números
Suscripción Impresa + Digital

EN EL RESTO DEL MUNDO

US$ 12

1 Año : 4 Números
Suscripción Digital

J

Soy de izquierda,
todo de izquierda:
de pies, de fe, de cabeza.

DIEGO ARMANDO MARADONA, 1986

Ingresa tu mail para recibir nuestro newsletter

Jacobin Logo Cierre